Stevenpro7

5 razones para no repetir la palabra clave en exceso

5 razones para no repetir la palabra clave en exceso
5 (100%) 1 vote[s]
hombre en laptop, hombre escribiendo en el portátil

Coloca la palabra clave exacta un n porcentaje de veces.

Si eres redactor, tal vez en algún momento un cliente te ha dado esa orden. Quizá lo más profesional sería seguirla, pero ¿estaría bien hacerlo? Pues, yo tengo dos respuestas:

1. Si es tu cliente y has aceptados las condiciones: sí.
2. Si aún no es tu cliente y están estableciendo las pautas del encargo: no.

Si estás en la opción uno, vaya, qué mal. Si estás en la opción dos, te recomiendo no aceptar. Como todo tiene su porqué, mira 5 razones que te harán seguir mi consejo.

1. Es tonto

La primera razón es la más obvia. Repetir keywords un porcentaje de veces es realmente tonto. En años pasados esta práctica sí tenía sentido, y era bien vista en el SEO, pero ya en estos momentos en los que el avance tecnológico es exponencial, no tiene valor.

Google ya no toma en cuenta eso. Basta con que la palabra clave aparezca una sola vez en el texto para que rankees por ella. Por supuesto, esto aunado a otras prácticas fuera de la redacción, como el SEO OnPage, la dificultad de la key, el PageRank de la web, los años de antigüedad, en fin, muchas cosas.

Optimizar un artículo para el SEO es completamente distinto de lo que era antes. Eso de repetir una key un 4% no tiene efecto, y es ineficiente.

2. Pierdes reputación

Imagina que haces el artículo tal cual lo pide el cliente: repitiendo una keyword un determinado porcentaje de veces. Luego consigues un posible cliente que te dice: «eh, déjame ver qué has hecho. Necesito comprobar tu calidad». ¿Qué le vas a mostrar? ¿Un artículo donde repetiste la keyword principal como si no hubiera un mañana?

También te interesa leer  Más de 10 diferencias entre un copywriting y un redactor

Solo piensa qué va a pensar de ti el posible cliente. No pierdas mucho tiempo pensando, yo tengo la respuesta: «no sirve. No es lo que busco».

Si todos tus artículos son así de «optimizados», comenzarás a perder reputación entre los redactores. Los posibles clientes solo pensarán que escribes basura. Es pérdida de dinero, y como sabes, a nadie le gusta perder dinero.

Si no tienes nada bueno qué mostrar, mejor no lo hagas. Es contraproducente (qué feo suena como lo digo T-T).

3. Arruina la calidad de tu artículo

No importa qué tan bueno seas redactando, si tu ortografía es perfecta, si dominas el idioma por completo, si repites una palabra clave exacta de manera exagerada, solo conseguirás arruinar la calidad de tu artículo.

Haciendo énfasis en la segunda razón, ¿cómo una persona sabrá que realmente eres bueno si entregas artículos de ese estilo? Darías una mala impresión. Y eso no resultaría nada beneficioso para ti.

Hay veces en las que las palabras clave no son difíciles de agregar al artículo, pero hay otras en las que no tienen coherencia, están mal escritas o simplemente no respetan las normas de la ortografía.

Un ejemplo claro podría ser las definiciones de algo. En internet las personas no se esfuerzan por escribir bien las cosas porque saben que Google va a corregir la búsqueda y mostrar buenos resultados.

Por esa razón no es raro conseguir keys como: ventana que es. ¿Acaso tiene sentido agregar esa keyword veinte veces en un artículo de quinientas palabras? Lo correcto sería: qué es una ventana. Con acento en la e de «qué».

4. No es profesional

Esto demuestra un poco de ego, pero prefiero hacer un excelente trabajo a ofrecer algo sin sentido. Pienso que como redactor hay que escribir para las personas y hacerlo bien.

Aclarar sus dudas y que se sientan a gusto al leer el artículo que tú has creado. Que disfruten de hacerlo, que mientras lo lean, se sientan contentos por saber que han encontrado lo que estaban buscando.

También te interesa leer  ¿Cómo hacer miniaturas TOP para YouTube y tu Blog?

Ese es mi criterio de un redactor. Incluir palabras clave un determinado porcentaje de veces se aleja de la norma.

5. Dificulta el trabajo

Si las palabras clave que te da el cliente son comunes y coherentes, la tarea no será tan difícil, a menos que sean muchas palabras clave y el cliente quiera que las incluyas todas.

Un problema mayor es cuando son muchas keys sin coherencia, y el cliente quiere que todas estén en el artículo; y que además, se repitan de 2 a 5 veces cada una.

En ese momento tu cerebro comienza a pensar cómo demonios hacer eso con sentido. Ese tiempo que tardas pensando cómo hacer el trabajo lo podrías usar en otras cosas como pasar un buen rato, aprender algo nuevo, trabajar en otro encargo o incluso descansar. Pero no, estás ahí frente al ordenador, fatigado, aburrido, y pensando qué hacer.

Todos hemos sido nuevos en algo, y no siempre ese algo lo hemos hecho tan bien que digamos. Lo mismo me pasó a mí.

Cuando empecé la redacción tomaba todos los trabajos que conseguía, sin distinción alguna. Esto me llevó a adquirir nuevas experiencias, buenas y malas.

Entre las malas está sufrir redactando un artículo en el que tenía que incluir la key principal veinte veces y crear un texto de calidad, o sea, «sin que se notara la repetición de la keyword». Fue muy difícil, y recuerdo haber hecho algo basura. Para ese entonces di mi mayor esfuerzo, pero aún así no logré satisfacer las expectativas del cliente, y no me encargó más artículos.

Un par de semanas después contacté a otra persona, que no terminó contratando mis servicios porque tenía una mala referencia de mí, adivina de quién fue esa referencia… ¿lo ves? Hacer este tipo de trabajos te hace perder reputación. Créeme, mejor no tomes un trabajo de ese estilo.


Espero que la información te sea de utilidad, y comiences a pensar qué es lo mejor para ti. También podrías decirme si has tenido experiencias de este tipo y cómo han sido. Sería interesante saber si aún sigues encontrando clientes que pidan artículos así como esos, porque estoy seguro de que todavía los hay.

También te interesa leer  ¿Cómo buscar palabras clave en Google? (Gratis)

Deja un comentario

Cerrar menú